viernes, 12 de agosto de 2011

Un suspiro...

La manifestación silente de un cansancio profundo, la expresión que sustituye los brazos extendidos hacia el cielo en señal de: "estoy vencido". El aire que sale del alma, robándose un segundo de nuestras vidas, denunciando la tristeza, convirtiéndose en parte de la brisa y dejándonos con un poco menos de energía.

Acción que delata el anhelo de lo no poseído, la ilusión de tener y no alcanzar...
...¡Cuánto significado en tan pequeña acción! Es por eso que odio escuchar un suspiro.


domingo, 17 de julio de 2011

Silencio

Hay un grito agudo en mi alma que se queda atrapado en mi garganta. Hay un dolor inmenso que se queda cómodamente recostado sobre la almohada de mi corazón, presionando cada uno de sus músculos, haciéndolo palpitar forzosamente. Tengo una pena muy honda, un vacío que aterra.



Ante el cuadro gris de una historia negra, que fue manchada de blanco por una bella historia, hay una ausencia de palabras. Una imposibilidad de descripción, una poscripción del llanto, del reclamo, de la libertad.

Hay solo un inmutable silencio, no importa que ya estemos partidos por dentro cual cristal, no sonaremos cual cascabeles cuando seamos agitados por la angustia, porque la única expresión que nos queda es una lágrima que se cuela por nuestros ojos, apartada con violencia por la manga de la camisa, desperdiciada para siempre porque ya no tenemos mucho de este inventario en el nimio caudal de un río casi seco que da a las veredas del alma.

lunes, 20 de junio de 2011

Decepción

Es un trago amargo, un veneno que mata lentamente, concebir el desengaño y parir la decepción. La vida es un baúl misterioso de donde se sacan toda clase de cosas, resultados positivos y negativos, que pueden resultar en déficit o superávit. Lástima que la inversión fuera tan alta y el retorno no compensara ese esfuerzo.




¡Qué pena! Hay un coste de oportunidad muy alto en medio de todo esto, he renunciado a tantas cosas, por el problema ineludible de los recursos escasos y los deseos ilimitados. ¡He hecho una terrible elección! La elección de ser mejor cuando lo necesario es ser mediocre, la decisión de brindar más cuando lo que se necesita es lo "justo", el justo equilibrio del punto medio.




La vida es como un prestamista a rédito, te cobra los intereses demasiado altos, pero es a veces la única manera de entender lo valioso de lo que obtienes de ella. Solo por eso, por entender que perder no es tan malo como darse por vencido, seguiré luchando, porque apostar es saber que puedes tener dos resultados: la fortuna o la bancarrota; y nuestra existencia es solo eso, una apuesta a algo, o a alguien.

sábado, 16 de abril de 2011

Si supiera

Si supiera que esconden esos ojos, esos ojos que son parte de mi martirio, esos ojos que se clavan profundos y que golpean como olas de mar bravío. Si supiera que guardan en su expresión triste, en el negro profundo de su mirar sombrío, en ese empeño obsesivo de penetrar los míos. Si supiera qué secretos tienes guardados detrás de esos cristales que transportan al alma, no tendría que sufrir buscando desentrañar esas verdades que llevas bajo llave guardadas.

Imaginándote

Estoy aquí, pensándote de una manera que nunca será; convirtiéndote en el reflejo de mis sueños, muy lejos de la realidad. Me siento en el sofá de los anhelos y la cruda verdad presiona fuertemente la columna vertebral de mi esperanza. No estoy acostumbrada a golpes tan crudos como los de la indiferencia y el olvido, tendré que acostumbrarme. Es difícil abandonar un hábito como es difícil desprenderse de la piel, aunque esté muerta, hay que dejarla mudarse sola, que salga por su propia voluntad. Lástima que el corazón, traidor y servil hasta el hastío, siga siendo más tuyo que mío, y no quiera sacarte, borrarte, tirarte para siempre en un abismo. Ya eres parte de su sangre y pasas cada segundo por sus arterias, envenenándolo lentamente, ¡Ya no podré expulsarte! Sólo podré olvidarte en el momento en que el aire me olvide y se niegue transitar por mis pulmones, sólo podré sacarte de mi memoria, cuando ella se quede en blanco como un velo de novia, y ya no haya más recuerdos. Sigo aquí imaginándote, en las formas infinitas en las que se puede imaginar al amor. Te idealizo perfecto, sin mácula; pero como las rosas, la imaginación tiene sus espinas, entonces caigo en la realidad por un momento, y me doy cuenta que no eres ni remotamente lo que yo querría.

miércoles, 6 de abril de 2011

Contarte un cuento

Déjame contarte un cuento, uno de esos inusuales, donde se confiesa sin vacilación el origen del miedo. En ese cuento podré confesarte que mis temores ya no son propios, porque nacen con los tuyos, que mis tristezas ya no son más que la continuación de tus tristezas, porque mis lágrimas son la concatenación de tus lágrimas y mis risas, el acorde de las tuyas.

Déjame contarte un cuento, sin fantasmas y sin duendes, porque para esta historia hay suficiente espanto con el dolor y el olvido, con la soledad y el llanto,con nuestros propios sufrimientos, dolores tan reales como nuestra carne.

Permíteme tan solo unos segundos para intentar lo imposible, para osar narrarte la profundidad de mi sentir. Concédeme la ilusión de rescatarme del abismo de la duda y la incomprensión, concédeme la fantasía de tratar de explicar lo obviamente inexplicable, de pretender alcanzar el fondo de este hueco infinito de mis sentimientos. Concédeme el magnífico privilegio de a solas, esta noche sin estrellas, sentarme a tu regazo y contarte un cuento.



lunes, 4 de abril de 2011

Sin ataduras

Como una rosa en un jardín, a cielo abierto, Colocada debajo del azul del cielo, o desnundándose en la noche ante miles de estrellas, soy libre de pensar y escribir lo que quiera, soy libre de ser o no ser lo que me plazca ser o dejar de ser... ...Por eso escribo sin ataduras, lo que mi alma siente en el instante en que tomo la pluma y el papel, aunque esos sentimientos pretendan ser, por su intensidad, censurados. Soy abierta a la crítica y a la libertad de expresión, y por eso no me coarto por lo que puedan pensar de mi escritura. Yo soy como el viento que elige su curso, y se desvía tan solo si quiere, sin rendir cuentas, sin avisar, porque nací con un alma presa en el cuerpo, decidí por convicción escribir sin atadura.

viernes, 25 de marzo de 2011

No me hace falta

No me hace falta la aprobación de nadie, porque soy el producto de mis aciertos y mis desaciertos, y el resultado de ellos mismos, mal o bien, ya me han calificado. No necesito un récord de calificaciones sociales, porque la sociedad misma se ha reprobado por su propia ineficiencia. Cada cual debe autoevaluarse, y en la medida de sus logros y fracasos, calificarse. Nadie tiene que cambiar por nadie, el reto está en cambiarse uno, para poder cambiar las situaciones y el entorno. No podemos seguir viviendo en un cuento de héroes y villanos, si cada cual tiene maldades que corregir y bondades que aumentar, mantener y alabar. No debo ser esclava de lo que vea, escuche o sienta, ya hay suficientes cadenas en este mundo en el que es posible hallar tanta libertad como oxígeno para respirar. Muchas de las cadenas son invisibles, pero sus hierros pesan más que las que pudo llevar a cuestas cualquier esclavo. No me hace falta aprobación, porque no me pidieron permiso para nacer, y tampoco debo yo pedirlo para seguir viviendo.

martes, 15 de marzo de 2011

Olvido

Huellas en la arena de la playa, que al paso de las olas, ya no son más,
así es el olvido; como hojas de árbol caídas, que vuelan con el ímpetu del viento del otoño, y se arremolinan cerca de sus raíces, para luego terminar desmoronándose ante la implacable mano que las arrastra a un agujero de plástico.

Como una lágrima de ayer, a la que no podemos seguirle la trayectoria,
como el agua del mar que salpicó en las rocas, y se evaporó por los ardientes rayos del sol, así, así es el olvido.

La memoria es una poderosa compañera, para la nostalgia, para el anhelo, para los suspiros y para noches propicias para el desvelo en un jardín sombrío, tan solo con hierbas y estrellas, tan solo con las rosas, y nosotros mismos. Sin embargo, más fuerte es el olvido, desterrador implacable, que lleva a los recuerdos a un ostracismo infinito...es un agujero sin fondo, en el que caen indefectiblemente aquellas cosas que irrelevantes o profundas llegaron a su centro.

Tan solo un pedazo

A veces parezco ser un pedazo de un suspiro,
una migaja que cae por accidente sobre una tela negra,
a veces soy tan solo un pedazo de corazón,
que ha perdido la capacidad de latir
no se si por uso, por desuso o por abuso
o simplemente por alguna obstrucción arterial.

No parezco un ser completo, me hacen falta algunas cosas,
cosas que no creía tan importantes, y que justamente hoy,
me reclaman con furor la importancia que tenían.

Soy tan solo un pedazo, una frase inconclusa,
un surco sin profundidad, una nota inacabada,
un poema sin final.

En el reclamo de conquistas individuales,
todos hemos perdido de perspectiva
que somos tan solo fragmentos de canciones,
porciones de palabras, pequeños granitos en las
arenas de una playa, pequeñas soledades...

...Al menos hoy reconozco cuán ficticia ha sido
mi llamada "completud"...hoy acepto sin vacilación
que soy una fracción, un pedazo.